Hacer tu propio pan es… ¡pan comido!

Pan con mermeladas caseras

Hace varios años que dejé de comer el típico pan blanco Bimbo y, desde entonces, nunca miré atrás.

En principio perdió el punch, sabía meh. El cambio fue lento pero constante; integral, con linaza, de centeno… aún de los empacados.  Después, cuando empezamos a  leer los ingredientes y vimos lo procesado que está  y la cantidad de conservadores que tiene, empezamos a buscar otras opciones; se me hacía un poco incongruente hacerme un sándwich con mostaza Dijon, jamón serrano 3 Hermanos, jitomates deshidratados importados de italia y aceite de oliva con trufa en un triste, simple y desabrido pan Bimbo.

El upgrade era necesario, y di el salto a  las  baguettes (¡amo las baguettes!) que compraba en El Globo y que alternaba con chapatas según mi humor y antojo. Luego, ahí mismo en El Globo descubrí el pan de campiña, una hogaza redonda de costra dura que me encantó porque puedes cortar las rebanadas del tamaño que quieras. Es el pan que utilizó cuando quiero hacer pan francés, porque es mucho más denso y no se hace todo aguado —si alguna vez han tratado de hacer pan francés con pan Bimbo sabrán de lo que hablo—. También lo uso para paninis o cualquier cosa que sepa mejor entre dos rebanadas de pan.

jelou2u20131027-142218_jelou2u_7053

Mi siguiente reto era preparar mi propio pan y ahora que fui unos días al DF y  regresé por tiempo limitado a mi amada cocina, decidí intentarlo. En internet encontré muchas recetas, pero todas tenían cierto grado de dificultad. Horas de espera para que la masa leude, temperaturas altísimas (que nunca lograré en mi hornito eléctrico) y, muchas otras pedían una piedra, sí, una piedra plana que se utiliza para cocer panes y bases de pizza.

Lo increíble de la receta que les doy a continuación es que con una cantidad mínima de ingredientes, pueden tener entre sus manos una barra de pan que pide a gritos una embarrada de mermelada… ah pero no cualquier mermelada, no señor. Yo les recomiendo las de Cata con Amor que compré en La Lonja Mercantil, en la foto salen mis favoritas: fresa con pimienta, pera con lavanda e higo.

Casi lloro de felicidad al ver mi primera barra de pan salir del horno; el sabor es indescriptible, el olor de la cocina es mágico y de verdad es tan fácil hacerlo, que los invito a que se hagan un favor y lo intenten. Con suerte y también le dicen adiós al pan Bimbo.

Ingredientes:

(2 barras de pan)

3 1/4 tazas de harina para pan

3 1/4 tazas de harina de trigo

2 cucharaditas de levadura

1 1/2 cucharadas de sal de mar

3 tazas de agua

Así se hace:

  1. En un bowl grande, combina las harinas, la levadura y la sal. Añade el agua y mezcla con una pala de madera hasta que se forme una masa pegajosa y que se pueda separar de los lados del recipiente.
  2. Cubre el bowl con plástico autoadherente y pon encima una toalla y deja leudar a temperatura ambiente durante 5 horas (yo preparé la masa tarde y la dejé leudar toda la noche). Después de este tiempo, puedes usar la masa para hornear el pan o cubrirla con plástico y meterla en el refrigerador. Dura hasta dos semanas.
  3. Para hornear el pan, utiliza la mitad de la masa del bowl y regresa el resto al refrigerador. En una mesa enharinada, amasa ligeramente 3 o 4 veces. Dale forma de un rectángulo y dobla la masa en tres (un tercio de la masa hacia el centro y encima el otro tercio).
  4. Coloca la masa con el doblez hacia abajo en un molde para pan previamente engrasado. Cubre con una toalla de tela y deja leudar otra vez durante una hora o hasta que haya doblado de tamaño.
  5. Precalienta el horno a 230°C. Espolvorea un poco de harina encima y utiliza un cuchillo con dientes para hacerle una abertura en el centro. Hornea de 30 a 45 minutos o hasta que la parte de arriba esté dorada y al introducir un palillo salga limpio. En mi caso la parte de arriba se doró rápido, pero estaba crudo, así que le puse papel aluminio y lo metí más tiempo hasta que quedara bien cocido por dentro.
  6. Saca el pan del horno y deja que se enfrie por lo menos una hora antes de rebanarlo.

COLLAGE PAN

Tabla de madera El Palacio de Hierro. Cuchillo para untar de Crate and Barrel.

5 comentarios en “Hacer tu propio pan es… ¡pan comido!

  1. Pingback: 50 ideas para regalar en Navidad (1 de 5) | jelou2u

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s